Qcabello » Consejos » Cómo oscurecer unas mechas muy amarillas

Cómo oscurecer unas mechas muy amarillas

  • por

En un intento de cambiarnos el look pueden ocurrir muchos fallos, desde no dar con el tono que buscábamos hasta quedar con tonos realmente desfavorables. Sobre todo, cuando nos hacemos mechas es cuando más expensas estamos a sufrir este tipo de inconvenientes, sea que porque al final no nos quedan como esperábamos o en el peor de los casos, quedan muy amarillas. 

Y es que por desgracia sabemos que incluso si acudimos al salón de belleza a realizarse este tipo de trabajo en el cabello, no estamos lejos de estos riesgos. Motivo por el que muchas personas prefieren buscar soluciones a estos problemas en casa, antes de volver a ponerse en manos de otros. 

O, por el contrario, el error fatal puede haber sido intentar hacerte las mechas por ti misma en casa y no has quedado contenta con el resultado que has obtenido, porque te han quedado unos reflejos muy amarillos no deseados. 

Sea como hayan sucedido las cosas, lo que importa ahora es buscar la solución y hoy estás de suerte, porque aquí traemos unos tips para oscurecer unas mechas amarillas que te sacarán de esa horrible pesadilla. 

Estamos seguros que con estos consejos podrás solucionar tu problema fácilmente y de forma muy económica, así que, sin más, vamos a descubrirlos:

¿Cómo oscurecer mechas muy claras?

Las mechas demasiado claras son un problema común, afortunadamente y aunque parezca increíble, es muy fácil oscurecer unas mechas muy amarrillas en casa, tan simple como esta recomendación:

Compra un tinte más oscuro, que se aproxime al tono que desees tener y mezclado con agua oxigenada de 10 volúmenes, volver a teñirlas. De esta manera, conseguirás un tono más oscuro del que te había quedado. Aunque, las mechas se van a seguir notando ya que las mechas realizadas con decoloración no son tan fáciles de eliminar, conseguirás bajar el tono amarillo desagradable. 

Por otro lado, existes varias técnicas para oscurecer mechas muy amarillas de forma natural con remedios que utilizan aceite de mostaza, henna en polvo, te negro o incluso café. Pero estas técnicas pueden funcionar, como pueden ser solo fraude. Por eso nosotros recomendamos recurrir a productos especializados para conseguir resultados verdaderos. 

Porque, hay casos en los que no bastará con aplicar un tinte con un color más oscuro, sino que una opción viable será la despigmentación de las mechas. Pero esto sería ya en casos muy extremos. 

Si lo que deseas es oscurecer el tono amarillento que te ha quedado, con el consejo de arriba bastará. Es la opción más rápida y más económica que te puede salvar de ese tormentoso amarrillo que ha quedado en tu cabeza. Esperamos haber sido útiles con nuestra recomendación y ¡buena suerte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *